En edades tempranas (4-5 años) consideramos importante que los niños acudan al dentista para la evaluación y diagnóstico de los dientes y la boca, porque con un diagnóstico precoz podremos minimizar los daños y evitar usar un tratamiento más complejo. 

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
He leído y acepto la política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted